El primer motivo para el nacimiento y la existencia de la Economía de Comunión es la pobreza. La EdC nace como un intento de respuesta a los estridentes contrastes económicos y a las desigualdades que caracterizan la sociedad contemporánea, con el objetivo de hacerla más justa y fraterna.

La EdC no trata de eliminar la pobreza tout court, sino más bien de erradicar la “miseria”, palabra que describe la forma de pobreza que todavía “sufren” millones de personas en el mundo, dando valor a otra forma de pobreza: la que “eligen” los empresarios, consumidores, ciudadanos… que deciden renunciar a algo propio y usar los bienes con sobriedad, elegirlos de forma responsable, con la idea de que “los bienes […] se convierten […] en caminos de felicidad solo si se comparten con otros” (Bruni 2004).

Desde este punto de vista, la miseria derivada de la falta de bienes materiales y su posible solución están estrechamente conectadas con la promoción de una serie de condiciones (educación, salud, trabajo, vivienda…) que permiten el “florecimiento” de los seres humanos.

Entre estas condiciones, destaca de forma especial la calidad de las relaciones que se viven. En la visión de la EdC las relaciones se entienden como un capital fundamental para el desarrollo humano.

Esta idea implica una forma original de entender las estrategias de lucha contra la miseria, que se aplican en los proyectos que la EdC sostiene y promueve: las estrategias se diseñan con el fin de evitar que se instauren formas asimétricas de ayuda – como ha ocurrido muchas veces a lo largo de la historia – en las que quien tiene da a quien no tiene situando al receptor en una posición de inferioridad y alimentando relaciones de dependencia.

Antes bien, las estrategias de lucha contra la miseria llevadas a cabo por la EdC dan valor a las relaciones de reciprocidad, donde cada persona puede ofrecer la riqueza que lleva consigo, situando a todos en un mismo plano de igual dignidad, como hermanos y miembros de una misma familia.

Una empresa no basta: La promesa de Nairobi

Empresarios experimentados acompañan a jóvenes en la creación de nuevas empresas en el continente africano. Ambiente de fiesta y de colaboración inter-empresarial.

de Trees Verhegge

de la Memoria EdC 2014-2015, de "Economía de Comunión - una cultura nueva" nº 42 Suplemento adjunto a Città Nuova nº 2 - 2016 - febrero 2016

N42 Pag 10 Trees Verhegge autore ridDurante el congreso de EdC realizado en Nairobi en 2015, muchos empresarios, entre los que se encontraban Koen y su esposa Lieve, tuvieron la oportunidad de conocer a los jóvenes africanos que participaron en la escuela anterior al congreso. Tras un largo viaje, de varios días en algunos casos, estos jóvenes deseosos de realizar sus sueños empresariales, se alegraron mucho al ver que las semillas de una nueva economía florecen lozanas cuando se plantan en un terreno poco contaminado por los efectos colaterales de la economía liberal.

Koen tuvo ocasión de leer los sueños que estos jóvenes aspirantes a empresarios escribieron en un papel y colgaron de la pared. Al igual que otros “empresarios experimentados” dejó en aquellos folios su tarjeta de visita, ofreciéndose para ayudarles a hacer realidad sus proyectos.

En aquel momento todos daban y todos recibían. Todo era amor y cada uno recibía el céntuplo. En medio de una explosión de colores, trajes africanos y occidentales, cabelleras blancas y de otros colores, quedó claro que a este tipo de empresarios “una empresa no les basta”, por lo que todos se apresuraron a suscribir un pacto: «Prometo dedicar mi vida a ser apóstol de una Economía de Comunión y contribuir así a la construcción de un mundo más justo y fraterno, para que se realice el mayor sueño de Chiara: “Que todos sean uno”».

Koen Vanreusel, empresario belga, es fundador de la empresa Batiself, ahora llamada Easykit, que ofrece asistencia para proyectos N42 Pag 10 Koen Lieve Belamy ridmodulares de tipo “hágalo usted mismo” en fontanería y calefacción. El año pasado ayudó al ingeniero serbio Atilla a crear en la ciudad de Novi Sad una empresa de EdC en el mismo sector: Easykit Serbia. En Nairobi, Koen dejó su tarjeta de visita en el proyecto de Belamy Paluku, un joven músico y cantante de Goma (R.D. del Congo).

Belamy, junto con otros jóvenes, creó hace años un grupo musical para animar los eventos del Movimiento de N42 Pag 11 Progetto Belamy ridlos Focolares en Goma y en otras ciudades. En 2011 colaboró en el lanzamiento del centro cultural “Foyer culturel de Goma”, un proyecto de cooperación entre Bélgica y la República Democrática del Congo. Este centro proporciona a 300 jóvenes formación artística en el ámbito de la música, la danza y el teatro. Cada sábado organiza un concierto, al que asisten por término medio 4.000 personas, durante el cual se transmiten mensajes positivos, orientados a la tolerancia y al bien común.

Belamy es su director artístico. En 2013 decidió convertirse en cantautor profesional, organizando conciertos y firmando contratos. Durante el congreso de Nairobi mostró su deseo de poner en marcha una casa de producción musical llamada “Belazik”, empezando por un estudio de grabación de canciones y producción de vídeos, para pasar después a comercializar música, siguiendo el espíritu de la EdC.

Con la seguridad de que la cultura y la música son elementos importantes en la maduración de una sociedad, Koen se interesó por el proyecto y se comprometió a colaborar para hacerlo realidad junto a Belamy y su futuro socio Samy.

Otros dos congresistas, Frédérique y Nathalie Dupont, del norte de Francia, mostraron interés por el proyecto de Belamy. N42 Pag 10 Dupont Belamy 04 ridAl volver a Bélgica, Koen y Lieve se reunieron con ellos. Después de pasar un bonito día juntos, los cuatro escribieron a Belamy pidiéndole que les informara sobre el estado del proyecto y haciéndole preguntas útiles para definir el plan económico y financiero de la futura empresa.

Belamy y Samy respondieron inmediatamente, con precisión y seriedad, detallando el plan económico, los pasos que ya habían dado y los que pensaban dar en el espíritu de la economía de comunión. Aprovechando un viaje programado a Ruanda con ocasión de una boda, Koen y Lieve propusieron a Belamy y a sus amigos de Goma reunirse con ellos en Gisenyi, una ciudad cercana a Goma.

En total se han realizado tres encuentros con Belamy, Samy y otros jóvenes que participaron en el congreso de Nairobi: uno en Gisenyi y dos en Kigali. Han sido momentos de intenso N42 Pag 10 Koen Belamy ridtrabajo, en los que, entre otras cosas, los entusiastas participantes han aprendido a elaborar un presupuesto, así como la importancia de definir bien la “misión” de la empresa.

También ha habido tiempo para escuchar, hacer preguntas y entrar en la cultura del otro, siempre en el espíritu de la economía de comunión. En un clima festivo, han asumido el compromiso de elaborar el presupuesto de la empresa antes de que termine el mes de enero de 2016.

Koen y Lieve, junto con Frédérique y Nathalie, convencidos de la seriedad del proyecto, están dispuestos a participar en las inversiones necesaria para los distintos proyectos y a colaborar de distintas maneras. También estarán presentes en la inauguración de la empresa. Los jóvenes del Congo sueñan ya con un parque empresarial de la EdC en Goma, a partir de la estrecha colaboración entre las cinco pequeñas empresas de EdC que ya existen allí.

Siguenos en:

Memoria Edc 2017

Memoria Edc 2017

La economía del dar

La economía del dar

Chiara Lubich

«A diferencia de la economía consumista, que se basa en la cultura del tener, la economía de comunión es la economía del dar...

Humor con Formy

Humor con Formy

¿Conoces a Formy, la mascota de la EdC?

Saber más...

El dado de la empresa

El dado de la empresa

La nueva revolución para la pequeña empresa.
¡Costrúyelo! ¡Léelo! ¡Vívelo! ¡Compártelo! ¡Experiméntalo!

El dado de la empresa también en español Descarga la App para Android

Seguici su:

¿Quién está conectado?

Hay 926 invitados y ningún miembro en línea

© 2008 - 2019 Economia di Comunione (EdC) - Movimento dei Focolari
creative commons Questo/a opera è pubblicato sotto una Licenza Creative Commons . Progetto grafico: Marco Riccardi - info@marcoriccardi.it

Este sitio utiliza cookies técnicas, también de terceros, para permitir la exploración segura y eficiente de las páginas. Cerrando este banner, o continuando con la navegación, acepta nuestra modalidad para el uso de las cookies. En la página de la información extendida se encuentran especificadas las formas para negar la instalación de cualquier cookie.